Gabriel García Márquez hablaba sobre el amor en tiempos cólera y ahora, Ana de Armas, está viviendo en sus propias carnes cómo es el amor en tiempos de coronavirus. La actriz hispano cubana está viviendo una romántica historia junto a Ben Aflleck y, debido al confinamiento, la pareja pasa la mayor parte del tiempo en casa. Durante los últimos meses solo se han salido para ir al supermercado o para pasear a sus mascotas y en cada salida, nos han demostrado que es la pareja del momento. Se nota que están enamorados y eso nos encanta. Sin embargo, además de derrochar amor, la nueva chica Bond ha aprovechado cada minuto en la calle para derrochar estilo. Ella, para nuestra suerte, ha sabido convertir la acera en una auténtica pasarela de moda.

Cada uno de los modelitos que la actriz ha elegido para salir a dar el paseo diario junto a su novio y sus perritos nos ha gustado y es que lo cierto es que no ha habido ningún look con el que haya fallado. Ana de Armas ha dejado claro durante estos días que su estilo es innato y que, en cualquier circunstancia, sabe cómo triunfar. Si tuviésemos que elegir solo uno de sus estilismos, aunque nos costaría horrores, quizás nos decantaríamos por el que lució a finales de marzo.

La joven actriz salió de su residencia en Los Ángeles con un vestido ideal para la primavera. Firmado por HVN, su escote en uve y manga corta funcionaban a la perfección con el clima cálido de California. Sin embargo, lo más especial de la prenda era su llamativo estampado de motitas negras sobre fondo lila, aguamarina y blanco que, además de favorecedor, recopilaba todas las tendencias sobre un mismo tejido.

La versión low-cost de Zara

Como ocurre siempre con las prendas estrella de cada temporada (y más aún si las luce alguien como Ana de Armas), el vestido no ha tardado demasiado en tener su versión low-cost. En este caso viene de la mano de Zara, que copiado el estampado favorito de la actriz para crear un vestido prácticamente idéntico.

El que llevaba la joven era el modelo Paula de la firma HVN que, elaborado en fino terciopelo, costaba 490€. Ahora, sin embargo, puedes encontrarlo a mitad de precio en la web de la marca. Zara, por su parte, ha dejado el terciopelo a un lado y ha preferido utilizar el favorecedor estampado en tonos malva y lila para crear un vestido mucho más fresquito. De gasa elaborada en poliéster pero con una forma y un print muy similares a los del modelo original, la prenda de la firma de Inditex cuesta 39,95€. Ambas prendas son perfectas para esta época del año y queda claro cuál es más económica pero… ¿no nos han enseñado desde pequeños a que copiar está mal?

1Ana de Armas

Los looks de Ana de Armas durante la cuarentena nos han enamorado y este, en concreto, es uno de nuestros favoritos.

2El vestido más primaveras

De HVN, el vestido de la actriz es perfecto para esta época del año. Con escote en uve y manga corta, funcionaba a la perfección con el clima cálido de California. Además, el llamativo estampado de motitas negras sobre fondo lila, aguamarina y blanco no nos puede parece más adecuado.

3La forma perfecta

Midi, con unas manguitas de lo más adorable y un estampado envidibale, el look, aunque informal, no puede ser mejor.

4HVN

Aunque no lo parezca, el vestido Paula de HVN está elaborado en fino terciopelo. Su corte, diseño y estampado lo convierten en el vestido perfecto para estos días de primavera. Aunque costaba 490€ inicialmente, ahora está rebajado a mitad de precio.

5Zara

Zara, que no pierde ni una oportunidad, no ha tardado en copiar el vestido más bonito de la actriz del momento. Aunque no es una copia exacta, el parecido entre ambos modelos es más que razonable.

6De forma muy parecida

Las comparaciones son odiosas pero, cuando se trata de un auténtico clon, son inevitables. Zara ha adaptado a sus patrones el vestido de Ana de Armas y, aunque la forma no es idéntica, sí que se es similar. Ambos tienen escote en pico pero se diferencian en la forma de las mangas y en los detalles a modo de volante.

 

7¿Plagio?

Zara ha querido dejar a un lado el terciopelo del modelo original y ha preferido utilizar poliéster para crear un vestido mucho más fresquito. Además de mucho más barato, pues la versión de Amancio Ortega solo cuesta 39,95€, diez veces menos de lo que cuesta el de HVN.

8El mismo estampado

Zara no ha dudado ni un momento en copiar el favorecedor estampado en tonos malva y lila y crear su propia versión. Lo cierto es que no puede ser más bonito.