Victoria Beckham es una de las mujeres que más nos gusta. No se puede decir que siga la moda, porque es ella la que muchas veces dicta las tendencias, aunque con un estilo propio e inconfundible. A la diseñadora le gustan las líneas puras, los materiales nobles (cashmere, cuero, seda…) los looks monocolor y la ausencia de complementos, a excepción de sus inseparables gafas de sol (la mayoría de las ocasiones de la firma Celine).
Así que en cada una de sus apariciones públicas nos conquista con sus estilismos estudiados al milímetro. El último no ha sido menos, dándonos una lección de cómo vestir de rojo total sin caer en la estridencia.
Una falda midi y un jersey de canalé de cuello cisne, bolso con cadena y stilettos. Nada más y nada menos. En la mano un abrigo de borreguito crudo, la combinación más elegante posible.
¿Se puede pedir más? Estamos seguras que no.

Victoria Beckham absolutamente perfecta con su look total rojo

La diseñadora, siempre chic, con su abrigo crudo en la mano

El complemento inseparable de Victoria son sus gafas de sol