Ella asegura que, hasta que el rey Felipe VI no lo decida, no podrá llevar el título de marquesa de Griñón. Sin embargo, lo que sí que tenemos claro (y no hace falta que ningún rey lo certifique), es que ella es la auténtica marquesa de su casa. Tamara Falcó se encuentra ahora mismo disfrutando de la compañía de su madre, la gran Isabel Preysler, mientras descansa después de una semana de intenso trabajo para su nuevo programa en TVE, Cocina al punto con Peña y Tamara. A veces, el dolce far niente (el placer de no hacer nada) sienta estupendamente. Y eso es precisamente lo que Tamara ha decidido hacer este fin de semana: rotundamente nada. Un respiro más que merecido para la diseñadora, cocinillas y socialité que, aún tumbada y relajada, no pierde un ápice de su increíble y siempre acertado estilo.

La joven ha utilizado su cuenta de Instagram para compartir con sus más de 700 mil seguidores su situación actual de descanso absoluto; pero también para mostrarnos un rincón muy especial de su casa y enseñarnos sus nuevas sandalias favoritas. En la foto que, como si se tratase de un jeroglífico, tiene muchos mensajes ocultos, nos descubre una de las pasiones de su madre: hacer collages. Repleto de instantáneas de su infancia, coladas milimétricamente y prensadas con un fino cristal, crean un gran cuadro que bien podría ser el perfecto resumen de la familia Preysler.

Las sandalias más bonitas y originales

Sin embargo, el collage XXL pasa a un segundo plano una vez te fijas en los pies de Tamara. Apoyados sobre una manta de tejido jaspeado y con la pedicura perfectamente hecha en un intenso color rojo, la presentadora de televisión nos enseña cuáles son sus sandalias favoritas del momento. Y ahora también las nuestras. Se trata de un modelo de By Far, a la venta en Inouï, la tienda online de complementos y calzado de lujo, que por su forma y color nos ha enamorado.

Elaboradas en piel, estas sandalias tipo mule de pequeño tacón son perfectas para el verano. Cómodas, elegantes y con un toque divertido gracias a la combinación de nude con azul, se convierten en un zapato de lo más ideal. Aunque en la web oficial de la firma ya no están disponibles, en Inouï aún quedan algunas tallas. ¡Y están rebajadas! Si antes costaban 355 euros, ahora las puedes encontrar por 213. Una gran rebaja que, para qué engañarnos, nos viene de lujo (y nunca mejor dicho).