Con su madre, Isabel Preysler, como ejemplo, Ana Boyer también se preocupa mucho por cuidarse y mantener su piel perfecta. Desde que inició su relación con su actual marido, Fernando Verdasco, cambió la oficina por la canchas de tenis y la vida al aire libre, donde la protección solar se convierte en un paso indispensable en la rutina de belleza. Y todavía más en este tiempo cuando los rayos solares son más intensos. Por eso hemos descubierto la crema solar favorita de la benjamina del clan Preysler, que es mucho más que un protector.

Se trata de Fusion Water Urban, de Isdin, que tiene un precio aproximado de 24,95 euros. Este es un fotoprotector facial de fase acuosa y textura ultraligera que protege la piel del daño oxidativo inducido por la polución urbana y ofrece una protección reforzada frente a UVA y Luz Azul; la defensa perfecta para combatir el fotoenvejecimiento. Además, también proporciona una mejora en los signos de fatiga de la piel aportándole luminosidad y aspecto saludable. Un protector todoterreno con el que conseguirás tener una piel perfecta y protegida.

Un protector solar de Ana Boyer apto para todo tipo de piel

Tal y como cita la propia marca, este producto ha sido creado «para integrarse en la rutina de belleza diaria, como último paso del cuidado de la piel, siendo una base ideal de maquillaje». Este protector solar tiene una textura ultraligera y no deja residuo en la piel, además su formulación es oil free y no comedogénico. ¿Lo mejor? Apto para todo tipo de piel, incluida la piel atópica.

La importancia de la crema solar: el antienvejecimiento perfecto

Ahora que hemos estado un tiempo encerrados en casa y sin recibir radiación solar, hay que extremar más los cuidados de nuestra piel. Ten en cuenta que hay que utilizar las cremas solares en el rostro y en las zonas expuestas al sol durante todo el año, incluso los días más nublados. Pero si es importante a lo largo de todo el año, todavía más en esta época.  Además, muchos de los expertos coinciden en que los protectores solares son la mejor crema antiedad que existe. Hay dermatólogos que van aún más lejos y que afirman que si usamos protección a diario ya tendremos hecho el 80 % de lo que está en nuestra mano para evitar el envejecimiento de la piel. Ten en cuenta que la exposición a los rayos uva y uvb sin protección podría no solo producirte antiestéticas y dolorosas quemaduras, sino favorecer el envejecimiento prematuro y provocar cánceres de piel.
Así que antes de salir de casa aplicarte la crema protectora tiene que convertirse en un gesto más de tu rutina diaria. Y llevarlo en el neceser para volver a ponértelo cada dos horas.

Una de las preguntas que más os hacéis es si podéis utilizar la crema solar del rostro también para el cuerpo y viceversa. Y lo cierto es que no. Solo cuando no te quede más remedio. Y es que la cara tiene sus propias características, siendo mucho más sensible que la del resto del cuerpo, además de estar completamente expuesta al sol y al resto de inclemencias meteorológicas.