Las mejor y peor vestidas de la gran noche madrileña

La noche del miércoles se vistió de gala para recibir en el mismísimo Teatro Real de Madrid a las celebrities nacionales e internacionales más cotizadas actualmente. Se trataba de la gala Personaje del Año de Vanity Fair, que cumplió diez años y lo celebró nada más y nada menos con Salma Hayek como madrina (y galardonada).

20Penélope Cruz también fue protagonista

Además, la actriz mexicana recibió el premio Personaje del Año 2018 de la mano de la mismísima Penélope Cruz, que no quiso perderse la gran fiesta. Tras la alfombra roja en la Plaza de Oriente, donde todas lucieron sus mejores diseños como si se tratara de una pasarela de moda, comenzó la gala dentro del propio Teatro Real, un enclave único para una gran noche de fiesta, que terminó con una pista de baile repleta de tendencias (plumas, glitter, encajes…)

Os mostramos algunas de las invitadas y todos los estilismos que lucieron. Algunos más acertados que otros. A ver si estáis de acuerdo con nosotros… Aquí, las mejor y peor vestidas de la jornada.

19Laura Ponte, de Gucci

Error. ¿Por qué? Alfombra roja, vestido largo repleto de pailletes y manga abullonada y gran lazada al cuello, bolso (también de Gucci) en rojo. ¿No es demasiado rojo? Quizás en otro escenario, sería el look perfecto.

18Sandra Gago, de Roberto Torretta

Un vestido muy especial repleto de flecos y movimiento, que por la parte delantera no favorece mucho a la actual pareja del tenista Feliciano López. Mientras que la parte trasera con la espalda al aire, nos enamora… La cola alta no deja nada a la imaginación y se puede apreciar su espalda infinita. ¡Así, sí!

17Raquel Sánchez Silva, de Gucci

Un vestido espectacular repleto de encajes que no nos convence por aquellos dispuestos en la falda. Por todo lo demás, es un diseño perfecto que tiene su lado sexy, vintage, femenino y de color.

16Silvia Alonso

Después de ver los vestidazos que desfilaron por la alfombra roja, el de la actriz nos deja un poco helados. Y no porque fuera mini. De hecho fue el único mini que sorprendió en la noche. Además, se subió al botín de estilo calcetín. Mejor, un salón o sandalia minimalista.

15Nueves Alvárez, de Elie Saab

Espero que no nos matéis por ponerle un fallo a Nieves Alvárez. El vestido es un increíble diseño de Elie Saab que no deja a nadie indiferente. Pero con la belleza que ella misma desprende, el glitter del vestido, creemos que la capa de plumas es too much.

14Ariadne Artiles, de Fernando Claro

Una de las más elegantes de la noche con un vestido de cuerpo realizado a base de tul con gran escotazo y una preciosa falda repleta de plumas en degradado de blanco a negro. Un auténtico cisne.

13Silvia Abascal, de Zuhair Murad

Nos pasa algo parecido como con Sandra Gago. La parte delantera nos deja algo fríos por el encaje, la especia de pantalón más capa… Mientras que la parte trasera al más puro estilo de ‘Caperucita roja’ nos tiene enamorados. Eso sí, de rostro: una de las más guapas.

12Juana Acosta

Otra de las más elegantes y perfectas de la fiesta. A pesar de ser un vestido repleto de pailletes en diferentes colores, la actriz sabe cómo combinarlo a la perfección con sandalias minimalistas y cluth en burdeos. Además, le sienta como un guante.

11Penélope Cruz, de Chanel

También tenéis que perdonarnos esta X a la mismísima Penélope Cruz y sobre todo a este vestidazo de Chanel, que a la actriz española más internacional no le sienta como debería. Combinación de azules, varias capas en un tejido de seda con mucha caída… pero el corte del vestido no nos termina de convencer.

10Ana Polvorosa, de Juan Vidal

Tenemos que decir que este diseño nos tiene algo desorientadas. Nos gusta mucho la parte lencera de la parte inferior, pero la red superior no nos termina de convencer. Aunque a Ana le queda perfecto a su silueta (le queda todo bien, siendo sinceros) no nos ha terminado de convencer el modelo.

9Ana Rujas, de Teresa Helbig

Cuando decimos que es un error, no significa que no nos guste el vestido y todavía menos el personaje. Es únicamente que ambas cosas juntas no solapan bien. Como en este caso. La tez tan clarita de Ana no destaca sobre este impresionante vestido de Teresa Helbig.

8Kira Miró, de Elisabetta Franchi

Con ese tono todavía tostado que le ha dejado el verano, este vestido de fondo nude con detalles dorados y plateados es todo un acierto para la alfombra roja de una fiesta tan especial como fue la de la pasada noche. Ni un pero.

7Teresa Baca, de Pedro del Hierro

Menos es más. Y en este caso, lo sencillo triunfa. Este vestido hasta los pies en tono naranja con los hombros al aire es perfecto para la ocasión. Combinó con complementos en negro. Teresa Baca estaba guapísima con él.

6Ana García Siñeriz

A pesar de haber dicho antes que tanto rojo no nos gustaba, este vestido nos hace cambiar de opinión. La presentadora presume de hombros y de pierna con una discreta abertura frontal que deja entrever sus sandalias plateadas. El detalle del escote es perfección.

5Verónica Echegui, de Gucci

No sabemos dónde dejó su carroza ni de que cuento se escapó Verónica Echegui, pero el caso es que era el más puro reflejo de una princesa con este vestido en rosa con un gran lazado en el cuerpo y una falda de vuelo.

4Salma Hayek, de Gucci

Fue la galardonada de la noche y una mejor madrina para la fiesta de Vanity Fair. Pero, ¿qué le ocurrió a la hora de escoger el vestido?  El diseño en negro con encaje y brillo en el cuerpo no favorecía nada a la actriz mexicana. 

3Ágatha Ruiz de la Prada, de su propia firma

A pesar de que sus diseños son extravagantes y llamativos, no quiere decir que no sean acertados para la ocasión. Volumen de una falda rosa y un toque de cuero en rojo a modo de sujetador, Ágatha Ruiz de la Prada es su mejor embajadora.

2Paz Vega, de Carolina Herrera

Este diseño de juego de volúmenes, laxadas y aberturas que lució Paz Veta también nos parece de los más elegantes de la noche. El gris irisado le aporta el toque de luz y la famenidad. Los complementos en negro hacen que el vestido sea el único protagonista de su look.

1La princesa Miriam de Ungría

Los pailletes fueron grandes protagonistas de la noche y este vestido lencero en tono marrón es perfecto para la ocasión.