Cuando decimos que este restaurante está en el corazón de la capital no mentimos. Y es que nada más y nada menos que Ramsés se encuentra en la mismísima Puerta de Alcala. Se puede decir que las vistas de su terraza son las más icónicas y castizas de la ciudad. Y es que Ramsés en sí mismo siempre ha sido un local emblemático. Hoy en día aún sigue con ese espíritu aunque su alma ha mutado a otro sabor. 

Y es que la mano del genio culinario Arzak toma las riendas de este proyecto que esta dando mucho de qué hablar. 

Una alianza culinaria creada por Arzak Instructions, sociedad fundada por Juan Mari Arzak, su hija Elena y los tres miembros clave de su laboratorio creativo en San Sebastián, Xabier Gutiérrez, Mikel Sorazu e Igor Zalakain. 

La búsqueda de la excelencia se convierte en una realidad en este proyecto donde el sabor, la estética y la creatividad alcanzan su estado optimo. 

En Ramses, los parámetros marcados por Arzak se han traducido en «una cocina reconocible con toques modernos, de puertas abiertas al mundo y a los sentidos, que parte de la tradición y las raíces vascas sin dejar de hacer un guiño a la vanguardia». 

Bajo esta premisa los afortunados comensales de Ramsés encontrarán no sólo las creaciones clásicas de Arzak sino también las influencias que han aprendido y cultivado en su laboratorio culinario. 

Este concepto se ha implantado en el RESTAURANTE, el espacio gastronómico ubicado en la planta superior y distribuido en varios ambientes diseñados.  Será aquí donde se podrá disfrutar de un menú degustación a un precio de 59 euros. Un menú en constante cambio donde platos como ensalada de cannabis , solomillo de la merluza o su carne lagarto de cerdo ibérico con mariposas de mandarina deleitaran los más paladares más exigentes. Paralelamente encontramos su carta que se presenta como un compendio de platos lúdicos, de base tradicional y sabores nítidos. Destacan platos como el pichón asado con barquillo de maracuyá o sus pecados en salsa verde (ingrediente fetiche de la cocina vasca y de la española, así como de la casa Arzak). 

Mención especial a sus aperitivos. Incluyen los imprescindibles de Ramses como ostras, caviar sobre blinis, jamón Joselito o anchoas del Cantábrico. Y para seguir deleitándonos se suman en este apartado las propuestas creativas como Huevos y Huevas (huevos con caviar y toques violetas), la Ensalada de Bogavante (al horno con lino crujiente) o el Rabón (rabo de toro con romero y endivias guisadas). 

Broche final con en el apartado de los postres. Puerta blindada (chocolate cremoso con crujiente de calabaza) o El cubismo (dados de manzana rellenos y cremosos). Poco más que añadir…!

Rotundos platos alegres, sensatos y equilibrados que se revalorizan aun más  por la oportunidad de poder  disfrutarlos en un espacio único. Su decoración decadente y vanguardista crea un ambiente del que nadie quiere salir. Paredes de ladrillo visto, espejos, mesas digitales, vitrinas y modernas lámparas que simulan velas, crean una atmósfera cálida y acogedora. El juego de luces y los diferentes espacios creados no pueden ser definidos más que por la palabra mágia. 

Experiencia Ramses (with) Arzak Instructions es una recomendación top para todos aquellos que sientan la necesidad de disfrutar entorno a una mesa pensada, diseñada y con sabor como premisa inicial y final. 

Lo bueno: Servicio y ubicación.

Lo mejor: La oportunidad de saborear un proyecto del maestro ARZAK

Precio medio: Menú degustación 59€

Dirección: Alcalá

@Mysevendays