A veces un vestido no es suficiente para convertirnos en la invitada perfecta. Aunque tengamos un modelo maravilloso para triunfar en una boda o evento, puede que le falte algo. En ocasiones será un buen collar, unos elegantes pendientes o unos llamativos zapatos de tacón. Sin embargo, en otras, ni con esas lograremos conseguir el efecto deseado. Son en estas situaciones extremas en las que, más que nunca, tenemos que recurrir a los guantes largos. Son un complemento ideal que consiguen elevar cualquiera de tus looks, convirtiéndote inmediatamente en una diva del Hollywood más clásico. Los llevaba Audrey Hepburn en Desayuno con diamantes y Marilyn Monroe en Los caballeros las prefieren rubias y eso, lo mires por donde lo mires, es sinónimo de perfección.

Los hay de piel, de satén, de seda e incluso de licra o neopreono. Diferentes materiales que consiguen crear un mismo resultado: el de un conjunto perfecto. Los guantes largos dan ese toque sofisticado, sensual y divertido a looks ya de por sí elegantes. Consigue crear un efecto visual de lo más agradable y, sin duda, ayuda a mejorar los estilismos más especiales. Puedes usarlos del mismo color que el vestido para crear un estilismo monocolor o elegirlos de un llamativo tono que rompa con todas las normas preestablecidas.

En los últimos años hemos podido ver estilismos notables que han alcanzado el sobresaliente gracias a los guantes largos. Lady Gaga se convirtió en la reina de los Oscars 2015 gracias a ellos y Amal Clooney o Carolina de Mónaco los llevan siempre que tienen oportunidad. Además, de la mejor forma. Son el complemento estrella de las mejor vestidas en cualquier alfombra roja y aún no entendemos por qué no te decides a llevarlos en tus looks más especiales. ¿Tienes una boda este otoño? No dudes en decorar tus manos.

1Carolina de Mónaco

Allá por 2004 ya los llevaba Carolina de Mónaco en Copenhague para acudir al concierto previo a la boda entre entre Federico y Mary de Dinamarca.  En color crudo y ligeramente satinados, formaban junto a la tiara un dúo imparable. No podía ir más elegante.

2Margot Robbie

A principios de este año la actriz presentaba su última película Aves de Presa en Londres con uno de los looks más rompedores del año. Falda de satén, top de plumas y llamativos guantes largos en color fucsia que elevaban el conjunto a la enésima potencia. Todo un acierto.

3Blake Lively

También en enero, la actriz de Gossip Girl acudió al estreno de su película The Rhythm Section con un estilismo al más puro estilo firmado por Dolce & Gabbana, que marcaba sus perfectas curvas. Lo remató con unos guantes de piel por encima del codo que nos recordara a las grandes divas del Hollywood más clásico. ¡Impecable!

4Zöe Kravitz

Muy Audrey Hepburn, la actriz de Big Little Lies acudió a los Premios de la Unión de Actores. Eligió este vestido de Oscar de la Renta palabra de honor con detalle de lazo en la cintura que quiso acompañar de unos guantes blancos por encima del codo. Una elección más que acertada con la que conseguía ser una de las mejores vestidas de la noche.

5Carmen Lomana

En noviembre del pasado año se celebró la Gran Gala de Ópera: Una noche única con el Tenor Javier Camarena, un concierto que Carmen Lomana no quiso perderse al igual que tampoco quiso desaprovechar la oportunidad para dejar claro que es una de las mujeres más elegantes de nuestro país. Por ello, la socialité enfundó sus manos en unos elegantes guantes rojos a conjunto con su vestido.

6Lady Gaga

Los guantes la convirtieron en meme pero también en una de las mejor vestidas de la gala de los Oscars 2015. Fue una de las primeras apariciones de la diva pop como reina de la elegancia y no dejó indiferente a nadie. Sus guantes de piel rojos en contraste con el maravilloso vestido de Azzedine Alaia creaban un look de 10.

7Amal Clooney

También en 2015, la esposa de George Clooney acudió a los Globos de Oro con un elegante conjunto negro de Dior que quiso romper con unos llamativos guantes blancos. Elegancia y buen gusto a partes iguales.

8Sarah Jessica Parker

El año anterior, la actriz de Sexo en Nueva York hizo algo similar. Además de plantarse uno de los moños más estructurados de la historia de las alfombras rojas, Sarah Jessica Parker acompañó el maravilloso vestido de Oscar de la Renta con unos elegantes guantes blancos. Queda claro que son un complemento directamente relacionado con la sofisticación, ¿verdad?