El look masculino de Carlota Casiraghi para apoyar a su prima Pauline Ducruet como diseñadora

La hija de Estefanía de Mónaco, Pauline Ducruet, hizo su debut a lo grande como diseñadora presentando su primera colección de su firma Alter Designs, en la Semana de la Moda de París. En un momento tan especial para ella, contó con el apoyo de toda su familia, empezando por su madre; su padre, Daniel Ducruet, y sus hermanos Louis Ducruet y Camille Gottlieb. Pero tampoco faltó en el front row su prima, Carlota Casirgahi, gran amante y experta en moda y, sin duda, una de las mujeres con más estilo del momento.

La propuesta de Pauline es una moda unisex, y la hija de Carolina de Mónaco quiso hacer un homenaje a su prima con un estilismo masculino, nada habitual en ella. Carlota lució unos pantalones vaqueros rotos, con una básica camiseta blanca y blazer gris, junto a unas sneakers blancas. Lejos de la sofisticación de la mayoaría de sus looks, demostró que con un estilo masculino y tan sport a la vez sigue manteniendo el mismo chic que hace únicas a las mujeres monegascas.

Pauline, por su parte, llevó un original mono de su colección, en nude con tejido satinado y un fajín de tela vaquera a modo de cinturón.

9Estefanía de Mónaco y Carlota Casiraghi apoyaron a Pauline Ducruet en su debut como diseñadora

8

7Carlota eligió un look masculino, acorde a la firma de Pauline, que propone moda unisex

6Estefanía, que fue diseñadora en su juventud, y Carlota, experta en moda, arroparon a la joven

5Orgullosa y emocionada, la princesa felicitó a su hija

4También su padre, Daniel Ducruet

3Tampoco sus hermanos, Louis Ducruet y Camille Gottlieb, quisieron perderse el desfile

Pauline Ducruet estudió Moda en el prestigioso Instituto Marangoni de París y después siguió formándose en el exclusivo centro Parsons en Nueva York, de cuyas aulas han salido diseñadores tan reconocidos como Donna Karan, Marc Jacobs o  Narciso Rodriguez. Y antes de lanzarse al mundo del diseño, también estuvo trabajando como becaria en la edición americana de Vogue y para Louis Vuitton.
No es la primera de la familia Grimaldi que prueba suerte como diseñadora. Su madre, Estefanía, que también fue becaria en Dior, lanzó en 1985 una colección de bañadores con su firma Pool Position.
También Carlota, sin llegar a atreverse con el diseño, ha sido imagen de Gucci y ahora es embajadora de Saint Laurent.

2Pauline Ducruet saluda emocionada al final del desfile

1La joven lució un mono de su firma, Alter Designs