Desde que saliera a la luz su relación con el torero Enrique Ponce, Ana Soria ha vivido el que probablemente sea el verano más intenso y surrealista de su vida. La almeriense de 22 años pasó de ser una completa desconocida a convertirse, de la noche a la mañana, en una de las mujeres más buscadas de España. Y no nos extraña pues, sin duda, ella es la protagonista de la temporada. El diestro la define como «guapísima, discreta, educada» y, aunque el primer adjetivo es más que evidente; su discreción y educación tampoco las ponemos en duda. ¿El motivo? La joven no ha dado ningún tipo de declaración ni se ha mostrado públicamente. Hasta ayer, que la pudimos ver tomando algo con unas amigas en una terraza de la capital.

Si a Enrique Ponce le enamoró su belleza y su saber estar, a nosotras ella nos ha conquistado gracias a su estilo. Aunque a través de su cuenta de Instagram podíamos hacernos una idea de su buen gusto a la hora de vestir, no ha sido hasta ahora, cuando la hemos visto pasear por la calle, cuando nos hemos reafirmado en que efectivamente, la joven es toda una it girl en potencia. Aunque sencillo, las prendas que escogió para salir la noche del sábado fueron más que acertadas. Un look de 10 que merece que, desde Estilo y Vida, lo analicemos punto por punto.

Bohemio, juvenil y con inspiración adlib

Ana Soria cuidó hasta el último detalle de su look pues suponemos que sabría que podría encontrarse con algún que otro paparazzi deseoso de sacarle la tan esperada foto. Y no falló. La veinteañera eligió un conjunto de lo más favorecedor que realzaba su moreno y le favorecía especialmente con su melena rubia. De inspiración ibicenca, la joven combinó prendas en color blanco y tonos neutros con complementos en materiales naturales como la rafia o el esparto. Un estilismo tan veraniego como acertado.

Combinó a la perfección un top blanco de una sola manga y escote asimétrico con un kimono bordado también en blanco que usó a modo de rebeca. Como pantalones eligió unos culottes en tono claro que sujetó gracias a un cinturón ancho en color crema. Los complementos no eran menos acertados. A modo de bandolera, llevó un bolso de rafia de lo más actual y en los pies, lució unas sandalias tipo cuña en color tierra con apliques brillantes. Las orejas las decoró con unos discretos aros dorados. Sin apenas maquillaje y con el pelo al viento, Ana Soria dejó claro que su belleza es innata y su estilo innegable.

1Un conjunto de 10

Ana Soria escogió prendas sencillas que, unidas, formaban un look de lo más acertado.

2Bohemio y muy veraniego

De inspiración ibicenca, con aires boho y muy veraniego, el conjunto nos parece perfecto para las noches de verano.

3Top y kimono: la combinación perfecta

Combinó a la perfección un top blanco de una sola manga y escote asimétrico con un kimono bordado también en blanco que usó a modo de rebeca. Sencillo pero muy efectivo, resaltaba su favorecedor bronceado.

4Culottes, el pantalón del verano

Como pantalones eligió unos culottes en tono claro que sujetó gracias a un cinturón ancho en color crema. Sin duda, los pantalones de la temporada.

5Los zapatos más acertados

En los pies, lució unas sandalias tipo cuña en color tierra con apliques brillantes.

6La importancia de los complementos

Los complementos no eran menos acertados. A modo de bandolera, llevó un bolso de rafia de lo más actual, sujetando sus pantalones, un cinturón ancho en color crema y unos discretos aros dorados a modo de pendientes.

7Un grupo de amigas de estilo boho

Viendo a Ana Soria junto a sus amigas, queda claro que todas apuesta por el estilo boho chic, de inspiración hippie pero con toques muy sofiesticados.

8Plan tranquilo y divertido

Ahora que nos podemos reunir, no podemos imaginar mejor plan que tomar algo con amigos en la terraza de un bar.